Los jardines

 

“El jardín es el ámbito en que la naturaleza aparece sometida, ordenada, seleccionada, cercada”.
Diccionario de símbolos. Juan Carlos Cirlot

 

Los proyectos de obras especialmente creadas para sitios específicos se inscriben en el marco de una investigación visual que he desarrollado desde 1993, cuando realicé la primera intervención de espacio con la temática del jardín, “Primavera”, en la Sala Mendoza.

 

 

La motivación que me ha llevado a crear obras relacionadas a los jardines es la de activar, a través del lenguaje visual metafórico, respuestas derivadas de la ensoñación que despiertan los espacios naturales domesticados por el hombre, diseñados o no, en donde las plantas y las flores forman ciertos paisajes-atmósferas para el deleite y la recreación visual, propiciando el regocijo espiritual.

Me interesa que estas resonancias placenteras producto de la observación y admiración de grupos organizados de plantas, árboles, flores, sean destacadas en intervenciones de espacio que manejan simultáneamente los recursos y medios contemporáneos así como las connotaciones románticas de la temática propuesta, propiciando una paradoja visual que nos mueve a reflexionar sobre la naturaleza “real” y la naturaleza “simulada”en el arte.

 

 

Una característica propia de los jardines es la repetición de las formas, los juegos de acumulación de diferentes elementos, familias de formas-tipo que crean texturas debido al número de hojas similares que una sola planta posee, y por la disposición de las plantas en grupos. Esto permite un ordenamiento visual de la imagen a través del recurso de la serialidad o repetición múltiple de un elemento, característica fundamental que genera posibilidades conceptuales y formales para desarrollar obras en la que se plantea la intervención de un espacio adonde existe previamente un diseño de jardín con plantas de distintas especies, formas y matices, como es el caso de algunos de estos proyectos.

 

 

A través del uso de materiales industriales, algunos producidos para señalizar y marcar como cintas plásticas o banderines de vinil en colores fosforescentes, y de la repetición de líneas y formas, reviso una y otra vez este tema para mí intimo y fundamental, en el que la aspiración al regocijo se da a partir de una apariencia. Por un lado semejan al entorno natural, orgánico –las plantas, las flores- y por el otro, al estar realizadas con materiales fabricados, hablan de lo opuesto, de lo hecho por el hombre, de lo artificial.

 

 

Miles de banderines en perfectas parcelas parecen campos de tulipanes, cientos de cordones de vinil sobre la pared recuerdan a gramíneas salvajes, decenas de tubos en aluminio pintado semejan un bosque, flores en una sala representan terrenos cultivados en invernaderos, bolsas de tierra alineadas de las cuales salen elementos en madera y papel de color parecen siembras ya germinadas. Pero nada es lo que parece.

 

La idea de crear jardines regresa al centro de mi atención de manera intermitente, una y otra vez, para así seguir explorando la toma de espacios en busca de esa ensoñación reflexiva a través de nuevas relaciones entre elementos aparentemente opuestos.

 

 

 

 

Obras.

Desde 1993, y hasta mediados de 2014, he realizado veintiún intervenciones de espacio e instalaciones en las que me aproximo a la relación simbólica entre el ser humano y los jardines. Son experimentos visuales relacionados con la poética de la imagen, en los cuales la repetición de un elemento unido al manejo del color y al recurso lúdico en la relación con el espectador, forman parte de los instrumentos que me permiten expandir, en cada obra, diversos aspectos de esta investigación. Estas experiencias a su vez están íntimamente ligadas al trabajo que desde 1985 vengo realizando con los collages -complejización de una imagen a partir de su fragmentación y recomposición- desplegando sus principios en el espacio, para crear obras como las siguientes:

Primavera. 1993. Sala Mendoza, Caracas.

Nueva América. 1995. Museo de Arte Contemporáneo de Caracas Sofía Imber, I Bienal Barro de América. Instalación.

Espiral. 1997. Museo de Arte Moderno Jesús Soto, Ciudad Bolívar, V Bienal de Guayana. Intervención del espacio (jardín interno).

Árbol Origami. 1997. Plaza Sucre de El Hatillo. Intervención de la plaza en colaboración con los niños del Colegio Japonés de Caracas.

Casa/Jardín/Ventanas. 1998. Universidad Simón Bolívar, edificio de la Biblioteca Central. Intervención de espacio.

Jardín Naranja. 1998. La Ganadera, Museo de Arte Contemporáneo de Maracay Mario Abreu, 23º Salón Aragua. Intervención de espacio.

El Séptimo Jardín. 1998. Centro de Arte de Maracaibo Lía Bermúdez, III Bienal Barro de América. Instalación.

Jardín interior. 1998. Museo Jacobo Borges y Asociación Cultural Humboldt/ Goethe-Institut, Plaza El Arte, Centro Sambil, Caracas. Instalación.

Jardín interior II. 1998. Asociación Cultural Humboldt/ Goethe-Institut, Caracas. Instalación.

Jardín Circular. 1998. Torre Banco Mercantil, Caracas. Intervención de espacio.

Séptimo Jardín II. 1998. Fundaçao Memorial da America Latina, Sâo Paulo, Brasil, III Bienal Barro de América Roberto Guevara. Instalación.

Espiral II. 1999. Museo de Bellas Artes, Jardín de Esculturas, Caracas. Intervención de espacio.

Séptimo Jardín III. 1999. Museo de los Niños, Caracas. Instalación.

Jardín Solar. 1999. Museo de los Niños, Caracas. Mural tridimensional.

Jardín Lumínico. 2001. Hall de Biblioteca Central de la UCV, Caracas. Intervención de espacio

La Siembra. 2001. Centro de Arte de Maracaibo Lía Bermúdez, IV Bienal Barro de América Roberto Guevara. Instalación.

La Siembra II. 2003. Colegio Don Bosco, Caracas. Instalación.

Garden. 2008. Sala TAC, Trasnocho Cultural, Caracas. Instalación dentro de la exposición individual “Color fragmentado / Patricia Van Dalen”, banderines de vinil y hieroo sobre MDF instalado sobre tres paredes de la Sala 2, pintura.

Jardín Oranje. 2012. Quinta Beatrix, Residencia del Embajador de los Países Bajos en Venezuela, Caracas. Banderines de vinil y hierro, sobre grama, Intervención en el espacio.

Grid. 2013. Mercantil Bank, 1.40 m x 10.00 m, Coral Gables, FL, EEUU. Cordones de plástico, alfileres, anime expandido, sobre la pared. Instalación.

Natural Intersections. 2014. The Kampong National Tropical Botanic Garden, Coconut Grove. Cintas de vinil, estacas de plástico, cordón de plástico, sobre grama. Intervención en el espacio.

 

 

«